La Capital Mundial de los Relámpagos está en Venezuela, al Sur del Lago de Maracaibo

123

En la localidad de Ologá, sobre el lago de Maracaibo (estado Zulia, al occidente de Venezuela), es casi imposible observar la noche en su oscuro esplendor. Ya que, entre abril y noviembre principalmente, relámpagos aparecen y desaparecen de manera constante en el cielo, un fenómeno que se ha vuelto costumbre para los residentes y una atracción turística para los ojos de los visitantes.

Al año ocurren en promedio 297 tormentas eléctricas, de las cuales se desprende este espectáculo de luces naturales.

Ese registro fue realizado por la agencia espacial estadounidense NASA y por las universidades de Maryland y Alabama (ambas en EE.UU.) y la de Sao Paulo (Brasil), donde han confirmado que el lago de Maracaibo es la “capital” de los relámpagos en la Tierra.

Aunque este fenómeno es ampliamente conocido en Venezuela como el “Relámpago del Catatumbo”, los expertos consideraban hasta el momento que la mayor concentración de este fenómeno se originaba en la cuenca del río Congo, en África.

Sin embargo, este espectáculo natural recibió de parte de la Organización Guinness el 28 de enero del año  2014 la certificación que lo reconoce como un fenómeno meteorológico único, el lugar de mayor concentración de relámpagos del mundo.

Según científicos, quienes se han encargado de estudiar este fenómeno por años, han dicho que lo más apropiado es llamarlos “Relámpagos del Catatumbo”, debido a que tienden a ocurrir en múltiples sitios cada noche, pero desde lejos se aprecian como si fuera un único fenómeno. Es uno de los 5 fenómenos naturales más conocidos a nivel mundial.

Es importante destacar que, el origen de este fenómeno está en el efecto orográfico del Sistema Montañoso de Perijá y La Cordillera de Mérida que encierran y frenan los vientos del noreste; así, se producen nubes de gran desarrollo vertical, concentradas principalmente en la cuenca del río Catatumbo. 

Este fenómeno es muy fácil de ver desde cientos de kilómetros de distancia, por ejemplo, desde la ciudad de Cúcuta, en Colombia, o desde el propio lago, donde no suelen presentarse nubes durante la noche. Puede ocurrir hasta 260 veces al año y dura hasta 10 horas por noche; además, este fenómeno puede alcanzar las 60 descargas por minuto.

Es considerado como el único faro natural del planeta y La Capital Mundial de los Relámpagos, en el cual hace gala de al menos 260 noches del Sur del Lago por año. En unos meses se le puede apreciar con menor intensidad, pero esto no significa que vaya a desaparecer.

Este fenómeno natural, único en el mundo, se dice que ha servido históricamente para orientar a los navegantes. Su presencia es de antigua data,  se cree que en la época de la colonización y la conquista las etnias de la zona le rendían tributo ya que lo consideraban una manifestación de las divinidades. Los indígenas de la etnia Wari ofrecen una explicación curiosa de los relámpagos: según ellos, se debe a la reunión de millones de luciérnagas que rinden tributo a los padres de la creación.

Asimismo, el Relámpago del Catatumbo ha servido como referencia social y cultural, por esta razón, forma parte del escudo y la bandera del estado Zulia. Así como también en canciones de agrupaciones gaiteras y de música bailable.

Bandera del estado Zulia
Escudo del estado Zulia

Este es sin duda uno de los fenómenos naturales que todo venezolano tiene que conocer y presenciar al menos una vez en su vida.

Por: Gustavo Rivas